El comercio minorista puede liberar recursos si se pasa a las impresoras por inyección de tinta.

Un informe de Epson titulado «The New Economics of Print», del que ya hemos anticipado su contenido anteriormente en MARKET VISION, muestra que el simple hecho de cambiar el tipo de tecnología de impresión tradicional a una alternativa moderna podría liberar recursos en el sector de comercio minorista, para otras necesidades del mismo. Si este sector aplicara la impresión de inyección de tinta para empresas de Epson, obtendría un ahorro anual de 246 millones de Kwh en consumo energético, recortaría costes en 29 millones de euros, reduciría las emisiones de CO2 en 87 millones de kg y disminuiría los residuos de impresión generados.

Según Phil Sargeant, de la consultora IDC, «durante los últimos años hemos visto el aumento de la impresión de inyección de tinta de fabricantes como Epson y HP, y en menor medida de Canon y Brother. La entrada de la inyección de tinta está aumentando casi un dos por ciento al año (...) Ahora uno de cada tres dispositivos que se venden en un entorno de oficina es una impresora business inkjet. Si observamos algunos mercados en Europa, la implementación llega hasta el 40%».


  
© 2020 - MARKET VISION.

 

Breves Actualidad