Su amplia gama de grifería destaca tanto por sus características funcionales como decorativas.

Las nuevas tendencias hacia cocinas abiertas han hecho que el grifo gane protagonismo y se convierta en un elemento decorativo más de la casa. Teka cuenta con una amplia oferta de grifos para cocina en los que destacan tanto sus características funcionales como decorativas, permitiendo adaptarse a todo tipo de cocinas.

La gama de grifería de Teka incluye, por tipo de mando:

—Grifos bimando. Llevan dos monturas de cerámica o de zapata que abren o cierran el paso del agua. En España este tipo de grifo representa un porcentaje pequeño en el mercado, pero en el resto de Europa se sigue usando de manera habitual. Son menos estéticos y eficaces que los monomandos porque se malgasta agua al mezclarla.

—Grifos monomando. Son los más modernos, eficientes y que más implantación tienen en España. Se caracterizan por su mando en forma de maneta que acciona un cartucho cerámico por el cual pasa el agua. La temperatura se regula moviendo el mando a izquierda y derecha, mientras que para regular el caudal se mueve de arriba hacia abajo. Este sistema permite una mayor comodidad sin desperdiciar agua, ahorrando hasta un 60% frente al bimando.

Por tipo de caño, la gama de Teka incluye:

—Grifos de caño alto. Se caracterizan por su gran longitud, pudiendo ser fijos o giratorios para aportar más confort a la cocina. Son cómodos para llenar de agua recipientes grandes como ollas o cazuelas. Es importante que estos grifos se instalen en fregaderos con espacio suficiente, donde no impidan la apertura de ventanas u otros objetos.

—Grifos de caño abatible. Gracias a su flexibilidad solucionan el problema de los grifos de caño alto con ventanas no correderas. El caño se puede girar y ponerse en horizontal siempre que se necesite.

—Grifos de caño bajo o recto. Son ideales para espacios sin ventanas cerca y evitar al máximo las salpicaduras del agua.

—Grifos de ducha extraíble. Son los más prácticos, ya que ofrecen máxima flexibilidad al poder extraerse de la estructura fija, dando al usuario un mayor radio de acción.

Según Teka, otra característica que hay que tener en cuenta a la hora de elegir un grifo para la cocina es su acabado y diseño. Los hay en mate, cromado, brillante, de acero inoxidable, níquel, bronce, etc. Aunque el cromo brillante es el color predominante en la mayoría de cocinas, el color se va haciendo hueco en las cocinas abiertas, donde el grifo es cada vez más un elemento estético.


  
© 2020 - MARKET VISION.

 

Breves Actualidad