Tres familias de placas de inducción cuyos sensores permiten cocinar con total precisión.

Controlar el tiempo y la temperatura de cocción es esencial para conseguir unos sabores y texturas únicas. Por eso AEG presenta SenseCook, la línea de cocción asistida más avanzada en placas de inducción que permite un control absoluto del tiempo y la temperatura para cocinar con total precisión.

La línea se compone de tres familias de placas de inducción equipadas con sensores avanzados: SenseFry, que proporciona la temperatura y el tiempo adecuados para que la carne quede siempre al gusto; SenseBoil, que detecta las vibraciones de las burbujas al hervir el agua y baja la temperatura automáticamente, y SensePro, que permite un control absoluto del proceso de cocción gracias a la sonda térmica.

—SensePro. Con su sonda térmica inalámbrica integrada (y sin batería), se puede cocinar al punto deseado con la máxima precisión, ya que permite saber la temperatura del núcleo del alimento. Además, gracias al control grado a grado de la sonda, es posible cocinar al vacío a baja temperatura.

Otra ventaja es su pantalla TFT a color para un control e interacción avanzados. Esto permite controlar y ampliar las zonas de cocción con un solo toque mientras se recibe información sobre las zonas activas. Sus prestaciones se completan con un temporizador individual en cada zona, un temporizador inteligente Eco que permite ahorrar energía automáticamente, un avisador acústico y el apagado automático de seguridad.

—SenseFry. Equipada con sensor de fritura, mantiene una temperatura constante del aceite durante todo el proceso de cocción para disfrutar una fritura uniforme y consistente. Sólo hay que elegir el tipo de alimento y el resultado deseado. No hace falta adivinar cuándo el aceite o la sartén están a la temperatura correcta, ni el tiempo necesario del cocinado, para obtener los mejores resultados al freír, dorar y sellar.

Su pantalla táctil a color TFT posibilita controlar el estado de cada zona y se ajusta a las necesidades. La placa además cuenta con la función FlexiPuente, que permite combinar hasta cuatro zonas para aprovechar al máximo el espacio disponible. Sea cual sea la forma o tamaño del recipiente para cocinar, se obtendrá una distribución uniforme del calor.

—SenseBoil. Identifica cuándo el agua ha alcanzado el punto de ebullición gracias a unos avanzados sensores integrados debajo de la superficie cerámica. Al detectar los sensores las vibraciones de las burbujas, la placa baja la temperatura automáticamente para evitar derrames. Es válido para todos los procesos de cocción en los que intervenga el agua y para las cuatro zonas de la placa, y permite el uso de recipientes con o sin tapa.

Al activar la función PowerBoost aumenta la potencia de la zona al máximo, permitiendo así alcanzar temperaturas altas de cocción más rápido.

La marca ha informado de la disponibilidad de cada familia:

—SensePro (modelo IAE84881FB): disponible a partir de junio a un PVPR de 2.275 euros.

—SenseFry (cuatro modelos): ya disponibles a un PVPR de entre 770 y 1.230 euros.

—SenseBoil (modelo IAE63421FB): disponible a partir de septiembre a un PVPR de 1.005 euros.


  
© 2019 - MARKET VISION.

 

Breves Actualidad

Todos los Breves de los últimos 30 días