Una batidora de mano, última incorporación al Pae 50s de Smeg

Potente, en cuatro colores, dentro de la conocida gama de alto rendimiento y estética de años 50.

La gama de pequeños electrodomésticos Smeg, de la línea 50s (estética años cincuenta del pasado siglo), está integrada por productos de formas redondeadas y compactas, objetos que transforman la cocina, pensados para aquellos que quieren vivir la experiencia de un gran chef.
Los pequeños electrodomésticos de Smeg, realizados en colaboración con los arquitectos Matteo Bazzicalupo y Raffaella Mangiarotti, de deepdesign, son herramientas que aseguran un rendimiento excelente en todos las fases de preparación de la comida conservando la exclusiva personalidad de la gama.
La componen la tostadora TSF01, el robot de cocina SMF01, el hervidor KLF03, la batidora de vaso BLF01, el exprimidor CJF01, la cafetera ECF01, la licuadora de baja velocidad SJF01, y, como reciente novedad, la batidora de mano HBF02.
Esta última se presenta con un juego completo de accesorios que amplía sus posibilidades de uso. La estética se corresponde con el resto de la gama, en líneas sinuosas pero también estilizadas. Con 700 watios de potencia, velocidad regulable y función turbo, el cuerpo, el brazo y las cuchillas (sistema glowblend) son de acero inoxidable, la picadora (medio litro) y el vaso (de un litro), de Tritan libre de BPA, y se incluyen pasapurés y varillas de acero inoxidable. La empuñadura de plástico es ergonómica y antideslizante.
La batidora de mano HBF02 está disponible en cuatro colores: negro, celeste, crema y rojo, es decir, dos colores casi de escudería de bólidos, y otros dos en tonos pastel.


[Publicado en MARKET VISION 232 - ABRIL 2018 ].

© MARKET VISION - Revista - 2018